Advertisements

El Granada CF cayó en Los Pajaritos en su único precedente. Fue la última vez que el Granada militó en Segunda División, año de transición entre la humilde categoría de bronce y la llegada de los rojiblancos a la “Liga de las Estrellas”

Solamente encontramos una referencia histórica a los Numancia-Granada. Fue en 2010, cuando los de Fabri habían desembarcado con dudas en la segunda categoría del fútbol español. El conjunto rojiblanco no había comenzado con buen pie en su vuelta al fútbol profesional, aunque en aquel frío noviembre ya empezaban a sentarse las bases del equipo que ascendería a Primera poco después.

El Numancia, entrenado por Unzué y con el granadino Lolo Pavón en defensa, recibía al Granada en la jornada número 13. En los rojiblancos encontrábamos ausencias reseñables, como Diego Mainz o Guilherme Siqueira. Rubén Párraga y Mensah fueron de la partida en Los Pajaritos. Precisamente el joven central ghanés fue protagonista del choque. Se adelantaron en dos ocasiones los numantinos, que por mediación de Garmendia e Íñigo se pusieron 2-0. Mensah anotó tras el descanso el gol que metió en el partido a los de Fabri. Cedric, aquel explosivo jugador que no terminó de destacar en Primera, anotó el 3-1. Ya con poco por jugarse, Felipe Sanchón hizo el segundo tanto granadinista para poner algo de emoción (3-2). Así acabó el único enfrentamiento que han tenido Numancia de Soria y Granada en tierras de Castilla y León.

Una victoria de los de Oltra pondría el empate en el balance histórico de los Numancia-Granada en Los Pajaritos y pondría por delante a los andaluces en el computo global de encuentros entre ambos.