El técnico del Granada ha afirmado que ya tiene decidido el equipo que jugará mañana ante un rival “que lo está haciendo muy bien” en defensa, pero encuentra más dificultades arriba

Paco Jémez ha comparecido ante la prensa antes del choque ante el Alavés de mañana. El entrenador ha sorprendido dejando fuera de la convocatoria a jugadores llamados a ser importantes como Tabanou, Boga y Samper, alegando que “los jugadores que van son por decisión técnica”.

Enfrente espera un Alavés “que ha encajado pocos goles” porque “defienden con mucha gente e incluso en algunos partidos han jugado con líneas de cinco atrás”. Jémez ha puesto en valor la estadística, que afirma “que es un equipo que defiende bien y con mucha gente”, aunque también arroja a la luz el hecho de que “es uno de los equipos que menos tira a puerta”.

Bajo la premisa de “intentar buscar todas las opciones que tengamos para intentar abrir esa defensa que lo está haciendo muy bien”, los pupilos del técnico nazarí buscarán “crearles problemas” aprovechando armas como “nuestro talento y los uno contra uno en banda”.

Pese a que los resultados no acompañan hasta la fecha, Jémez insiste en evitar que el equipo dé un paso atrás para centrarse más en la defensa. “El equipo va a seguir saliendo a ganar”, ha recalcado el técnico, que rechaza la faceta más defensiva alegando que “no soy ese tipo de entrenador”. “En ningún momento creo que la idea sea echar un paso atrás porque nosotros no somos ese tipo de equipo, es más, cuanto más tiempo pasemos defendiendo cerca de nuestra portería, peor”, ha querido zanjar la cuestión el preparador.

▷ Leer  Oficial: Famara Diédhiou refuerza la delantera del Granada CF

En cuanto a la epidemia de bajas que sufre la zaga rojiblanca, el míster ha lamentado que “tenemos muchos problemas de lesiones y eso nos deja casi sin efectivos, tenemos lo justito para poner”. En caso de que algún jugador salga lesionado, la solución residirá en “poner otro jugador distinto que habitualmente no juega ahí”.

Finalmente, Jémez ha querido destacar que ve a los jugadores “tranquilos”. “Todos queremos ganar ese primer partido que nos dé un poquito de tranquilidad y nos ponga en una situación mejor, pero eso no nos puede generar ansiedad”, ha recalcado el técnico, “cada vez trabajan mejor, estoy encantado de cómo el equipo está asimilando esta situación”. Situación que, según el propio entrenador, “hemos creado nosotros”, por lo que “somos nosotros los que tenemos que hacer todo lo posible para salir de ella”.

Foto: Olga Arévalo