El entrenador compareció ante los medios con motivo del exigente, por la situación de urgencia que atraviesan los rojiblancos, viaje a la ciudad deportiva del Sevilla FC. Pedro Morilla analizó la situación en portería y se mostró confiado en su trabajo y el de su cuerpo técnico

Pedro Morilla se sentó ante el micrófono y atendió a los periodistas dos días antes de medirse ante el filial del Sevilla FC. El sevillano, técnico conocedor de la cantera hispalense por su origen bético, fue abordado por una interesante ronda de cuestiones en las que se habló de la portería, la situación en la que se encuentra el equipo y la confianza que tiene en su trabajo y la consecución del objetivo. Pero, antes que nada, Morilla puso a todos al día de el estado de la enfermería rojiblanca. “Salva (Agra) está bien, al 100% aunque la semana pasada tuvimos precaución con él por unas molestias. Saunier ha entrenado toda la semana con normalidad y vamos a esperar a mañana para saber si le dan el alta médica y podemos contar con él, al igual que Adrián (Ramos) que es la primera semana que entrena con el grupo tras la rotura muscular”, respondió el técnico sin despejar del todo las dudas en el caso del colombiano. Más difícil tendrá participar el domingo el mediocentro Raúl Baena. “Tiene molestias en el gemelo desde el entrenamiento del lunes y probablemente no podamos contar con él mañana.”

Una de las cuestiones más polémicas que han protagonizado la semana ha sido la situación bajo el larguero rojiblanco, y es que tras varios fallos individuales, el meta granadinista quedó señalado. “Creo que tenemos dos grandes porteros. Rui está en un segundo plano y Javi es el titular pero hay que transmitir mucha fuerza a los dos. El gol del otro día fue un infortunio, pero el que juega es el que está expuesto a los fallos. Javi está haciendo una muy buena temporada y tras el gol demostró que es muy fuerte mentalmente con dos buenas intervenciones. Ya veremos mañana, tenemos mucha confianza en él y también en Rui, que tiene un gran futuro y va a estar en primera línea. Javi transmite mucha fuerza al grupo y está en condiciones de jugar el domingo, igual que lo está Rui si lo tuviera que hacer” dijo Morilla, para quien parece no existir dudas y alineará a Javi Varas, gran conocedor del Sevilla Atlético.

Precisamente el rival del domingo entró en escena en la siguiente pregunta. El filial está catalogado como un equipo peligroso a pesar de encontrarse prácticamente en Segunda B. La ambición y calidad de una de las canteras más prestigiosas de España deben ser suficientes para no dar el partido por ganado, algo en lo que coincide el entrenador del Granada. “No debemos fijarnos en el rival, pues ya nos pasó con el Lorca. En Segunda todos los rivales te lo pueden poner complicado y el Sevilla tiene jugadores muy buenos que seguramente estarán en Primera en estos próximos años. Si vamos pensando que va a ser fácil, no será así. El equipo ha trabajado bien durante la semana, está metido en lo que requiere la situación y sabiendo que hay que ir a por los tres puntos. Van a salir a morir porque es muy importante ganar. Estar en la promoción y tener opciones de ascenso directo pasa por ganar en Sevilla sí o sí”. El técnico entró a matizar rápidamente, pues con su anterior respuesta el empate o la derrota apenas serían justificables. “Inadmisible sería que el equipo saliera sin actitud al campo y eso no va a pasar. Luego es un partido de fútbol y se pueden dar mil circunstancias, pero inadmisible sería la falta de actitud y pasividad en uno o algunos futbolistas”, respondió con contundencia Pedro Morilla.

El partido más completo fue el del Osasuna, con diferencia”, analizó el técnico sobre la trayectoria del Granada desde que cogiera las riendas del primer equipo. “En el primero estuvimos contentos por la actitud y porque se vieron ciertas cosas y se ganó el partido. El de Lorca hubo fases que no salieron como queremos, sobre todo en las transiciones. Y el día de Osasuna se hicieron muchas cosas bien, estuvimos más cerca de ganar nosotros por juego que ellos.  Tenemos aún muchas cosas por mejorar a nivel defensivo, de coordinación… es importante que todos sepan a qué queremos jugar y trabajen sobre un mismo patrón. Y tenemos que ser agresivos en ataque, aunque queramos partir de ser un equipo bien armado defensivamente” afirmó el entrenador sevillano. “El equipo lo está cogiendo todo, aunque sabemos que hay que ir corrigiendo las cosas durante semanas de partidos que son finales. No queremos olvidar las cosas que se han hecho bien antes, ni implantar un nuevo modelo de juego en seis semanas. Nosotros hemos venido a trabajar semana a semana, esta para ganar al Sevilla Atlético. Lo que queremos es ganar y para ello hay que hacer cosas que no son nada nuevo en el fútbol“.

La situación en la tabla es peligrosa para con el objetivo que Salvador y la cúpula rojiblanca habían puesto sobre la mesa en julio. El técnico del Granada no esconde su preocupación por el momento en la clasificación, pero se muestra esperanzado en conseguir acercarse al ascenso partido a partido. “Los más regulares son los que están arriba en la tabla y los que están arriba dirán que podrían estar más arriba si no hubieran perdido algunos partidos. La situación nuestra es la que es. Cuando cogimos el equipo estábamos a ocho puntos y a día de hoy seguimos estando a ocho puntos. No podemos pararnos a mirar atrás y pensar que habría pasado si… Tenemos que centrarnos en el futuro inmediato que es el domingo”. Sin embargo, muchos son los que siguen sin ver brotes verdes y, es más, piensan que el equipo ha empeorado con el sevillano al mando. Pedro Morilla salió en defensa de su cuerpo técnico y respondió convencido ante las dudas. “Cuando me comunican que voy a coger el primer equipo, no lo dudo porque creo que el cuerpo técnico y yo estamos capacitados para trabajar en el Granada con su objetivo. Era una situación complicada y lo sigue siendo. No entramos a valorar el cese de José Luis, pero estamos capacitados y mentalmente muy fuertes. El grupo también nos transmite confianza en lo que estamos haciendo” afirmó Morilla para terminar la rueda de prensa previa a la final del domingo en la ciudad hispalense.

Foto: Pepe Villoslada | GCF