La primera vuelta del Granada es la más alta de un equipo rojiblanco en todo el presente siglo y la mejor en los últimos 29 años

La temporada llega a su ecuador y el Granada ha conseguido llegar hasta él como líder de la categoría, demostrando su nivel competitivo jornada tras jornada y alcanzando 40 puntos de 63 posibles, una de las cifras más altas en su historia. Con los refuerzos de Bernardo y Dani Ojeda, el club pretende seguir aprovechando este buen nivel y seguir sumando puntos para alcanzar cuanto antes la permanencia y aspirar, a partir de ese momento, a metas más altas.

Y es que, esos 40 puntos es la cifra más alta en el presente siglo del Granada al término de la primera vuelta del campeonato, un punto mejor que los 39 conseguidos en la temporada 2005/06 y cuatro por encima de los 36 en la 2003-04, estando ambas campañas en Tercera División. Desde la temporada 1989-90, el Granada no lograba superar los 40 puntos que ha conseguido en la presente, pero se encontraba en Segunda División B (41). Bien es cierto que, a pesar de que los 40 puntos suponen la segunda mejor marca al finalizar la primera vuelta del club, se debe a que ha jugado dos jornadas más de lo que normalmente lo ha hecho. Desde la temporada 1975-76, para atrás, las temporadas duraban 34 jornadas o incluso menos, por lo que es complejo equiparar la puntuación actual con la de épocas pasadas. Pero sí que se puede comparar observando los puntos conseguidos de los posibles. Por ejemplo, el Granada de la 1967-68 (Segunda División), consiguió 32 puntos de 45 posibles al finalizar la primera vuelta, mientras que el mencionado anteriormente, el de la campaña 1989-90, alcanzó 41 puntos de 57 posibles.

En cuanto a los números en la división de plata, los de Martínez superan en seis puntos a los de José Luis Oltra al término de la primera vuelta, y en nueve a los 31 conseguidos por Fabri González en la temporada 2010-11 Es la cuarta vez que el Granada CF termina como líder la primera vuelta de Segunda División: 1956-57, 1965-66 y 1967-68 y en las tres ocasiones acabó ascendiendo a Primera División al finalizar la temporada, mientras que en las otras dos temporadas que subió a la máxima categoría, se encontraba, en la 2010-11 en sexto lugar (posición de playoff de ascenso) y en segundo escalón de la tabla, en la temporada 1940-41 con 30 puntos, a uno sólo de los 31 que tenía el Castellón.