El entrenador del Granada CF se siente “orgulloso” tras la victoria y recuerda que “hay que ponerse muchos trajes a lo largo de un partido”

Ni el liderato momentáneo ni la incertidumbre vivida durante la segunda mitad son capaces de hacer que Diego Martínez cambie su discurso. El entrenador del Granada CF mantiene “hasta que acabe la jornada 42, nosotros no vamos a mirar la clasificación”, y destaca que en este encuentro “hemos competido todos juntos”.

En este sentido, el técnico rojiblanco ha señalado que se siente “muy orgulloso de la conexión con la grada”, a lo que ha añadido, en relación a su afición, que “es difícil pedirle más a todo lo que nos dan, pero sí que es cierto que a veces un entrenador tiene la sensibilidad desde el banquillo de ver que el equipo la necesita”.

Con respecto al choque, Diego Martínez ha explicado que “creo que no hemos aguantado”, sino que “hemos ido a por el segundo”, pese a las dificultades encontradas durante el partido. “Hemos tenido un inicio muy bueno, encontramos el gol y el equipo ha buscado el segundo, lo ha intentado”, ha insistido el entrenador del Granada, que ha destacado que este tipo de victorias “curten porque es un equipo muy difícil”.

Sobre su rival, además, ha destacado que “hay que darle mérito”, pues considera que, en la segunda parte, los visitantes “tenían la posesión y no éramos capaces de quitarles el balón”. Sin embargo, considera que “hemos gestionado bastante bien los últimos minutos”, a lo que ha añadido que “para ganar un partido, tenemos que sufrir al límite y hay que hacer muchas cosas bien”.

Continuando con este argumento, Diego Martínez ha señalado que “hay que ponerse muchos trajes a lo largo de un partido” y ha destacado que “el equipo se deja el alma”. “Hay días en los que estás más acertado -ha indicado- y otros en los que lo estás menos, pero aquí lo que toca es esto: humildad, constancia y disfrutar”.

Por último, el entrenador del Granada ha querido vaticinar que “en este último tramo de Liga, vamos a tener que competir contra muchas cosas”, así como dedicar el triunfo a Júnior Hidalgo, miembro del cuerpo técnico que “ha tenido un susto con el coche esta semana”.

Víctor Fernández

La otra cara de la moneda es la de Víctor Fernández, que considera que “es indiscutible que los errores que tenemos nos penalizan mucho”. “Llevábamos dos minutos y nos han sacado dos córner y una pelota parada”, ha destacado el técnico maño, que ha destacado, pese a todo, que “hemos jugado de tú a tú a un equipo que lleva toda la temporada en puestos de ascenso o promoción”.

“Cuando no hemos tomado las decisiones oportunas, no hemos generado peligro, y cuando las hemos tomado, no hemos estado acertados en el último pase”, ha explicado el entrenador del Zaragoza, que asegura que “no tenemos que pensar en lo que hacen los demás”. “Nuestro objetivo es el que es, no podemos aspirar a nada”, ha sentenciado el entrenador maño, que ha indicado que “las sensaciones que mostramos no se corresponden con la efectividad”.

Por último, y en relación al Granada, el técnico zaragocista ha asegurado que “lleva así toda la temporada y no es casualidad”, sino que se debe a que “tiene un buen técnico, las ideas muy claras, sabe a lo que quiere jugar y tiene muchas alternativas”. Así, Víctor Fernández ha concluido que “es un candidato al ascenso directo, rotundamente”, si bien ha recordado que “hay dos o tres equipos más que lo van a pelear”.