El entrenador del Granada Femenino analiza el próximo encuentro ante el Híspalis, como visitante. Un encuentro imprescindible para mantener la presión al líder.

«El partido en Sevilla, en principio, parece fácil por la posición que ocupa en la tabla, pero en el fútbol nada es fácil y más allí, que tienen cogida la medida, de hecho, solo han ganado los equipos grandes.» Comenzaba explicando el técnico sobre el encuentro.

El técnico nazarí conoce a su rival y sabe cuales son sus puntos fuertes: «Se incorporan bien porque tienen buenas jugadoras en banda, de movilidad rápida en el centro del campo y contundentes en la zona de atrás». Sin embargo, a Valverde no le faltan recursos para enfrentarles: «Tienen debilidad en su lado izquierdo, que es donde vamos a intentar aprovechar con el buen hacer tanto de Adriana, como de Alba, en los movimientos de arrastre».

Consciente de que solo le resta un punto del liderato, el técnico rojiblanco tiene motivos para creer en un posible ascenso: «No vamos confiados en nada y siempre esperanzados de lo que pueda suceder en el otro partido, que es más complicado para Santa Teresa, que es en Málaga.»

En lo referente a las bajas, el técnico no podrá contar con Mariela Coronel, por estar convocada con Argentina, pero recupera a María Valenzuela, tras su vuelta de la concentración con la Selección Española. En cuanto a las lesionadas, Raky y Peque siguen en período de recuperación.

El CD Híspalis se encuentra novena posición, con 29 puntos, 34 goles a favor y 49 en contra. En la jornada anterior, salió derrotado por 2 a 1 ante el Luis Camoens, penúltimo en la tabla.