rptnb

El conjunto rojiblanco estrenó esta temporada su sección de eSports | El capitán del equipo, Óscar Sevilla, analiza la incursión nazarí en esta modalidad

A primera hora de la mañana, un grupo de dieciséis jugadores, organizados en una estructura profesional, comienza su rutina con un mensaje grupal. A las seis de la tarde, conocen la alineación que luchará por el escudo de la bala y el balón, el más representativo de la ciudad de la Alhambra, el de sus amores. No necesitan, sin embargo, calzarse botas de tacos, ni tan siquiera pisar césped. Un mando, con su correspondiente videoconsola, así como una buena conexión a internet es suficiente para que la sección de eSports del Granada CF defienda el rojiblanco horizontal en un ‘nuevo mundo’ que crece a una velocidad vertiginosa.

Allá por el mes de octubre del pasado año, la entidad nazarí anunció de manera oficial, aunque sin las pomposas presentaciones que implican otros eventos, su incursión en la cada vez más conocida modalidad de deporte electrónico. Una pequeña escuadra, creada únicamente para jugar al FIFA -es, junto a Pro Evolution Soccer, el mayor título de los videojuegos de fútbol-, inauguraba la sección, que supone un paso importante hacia un futuro pisado ya por el presente.

“Lo que el club busca, o al menos así me lo transmiten, es, sobre todo, difundir la marca del Granada, en un apartado que representa el futuro”, señala Óscar Sevilla -conocido también como ‘Hoskarinho’-, centrocampista y capitán del equipo. “La idea que tenía la entidad era crear una sección de eSports, y tenían varias solicitudes, pero eligieron la mía, algo por lo que estoy especialmente orgulloso”, explica.

Su proyecto, por el que terminó decantándose el cuadro rojiblanco, nació realmente hace siete años, cuando Óscar, junto con David Carretero ‘Sueko’, junta a otros cuatro jugadores para crear el Granada 80, germen del actual equipo granadinista. “Llevamos jugando a esto desde el 2012, pero no competíamos”, relata el capitán del plantel.

La integración al club nazarí implicó el fichaje de otros diez jugadores más, así como la entrada en la Cuarta División de la Virtual Football Organization (VFO), que, tal y como se define en su propio portal web, “es la primera competición oficial de fútbol virtual basada en el videojuego de EA SPORTS FIFA en su versión Clubes Pro”. Esta, que es la modalidad en la que compite el cuadro granadino, consiste en que cada uno de los integrantes de la plantilla controla a un jugador del título, “un virtual pro que te representa y que tiene su propia demarcación y misión en el campo”, aclara Óscar, que indica también que “el FIFA tiene otra modalidad: el uno contra uno, que ahí también, en un futuro, se va a buscar a un solo jugador que represente al Granada”.

“El Granada está apostando por el futuro”, GranadaCFWeb
Óscar Sevilla, capitán del equipo de eSports del Granada CF

“VFO es la liga de ClubPro más importante”, asegura, pese a que el equipo también participa en otras competiciones. “La competición es como en fútbol real. Yo, de hecho, me tomo una tila cada vez que voy a jugar, y no soy el único que lo hace. Nos ponemos muy nerviosos porque te pasas toda la semana entrenando para esos 20 minutos. Además, estás representando al escudo de tu ciudad, a tu equipo, y no es fácil”, explica.

DE MENOS A MÁS

▷ Leer  Sweet Dreams

Con el club instaurado en este nuevo ámbito, comenzó a formarse una forma de trabajar que, a la postre, ha acabado mejorando el rendimiento del cuadro nazarí. “El equipo actúa como un equipo de fútbol al uso”, adelanta Óscar, que agrega el funcionamiento habitual de la plantilla: “Entrenamos de lunes a jueves, de diez de la noche a doce, y luego realizamos nuestra convocatoria para los partidos, que en Liga los jugamos los lunes y los martes, de 23:10 horas a 23:30 horas”.

Al conjunto le costó adaptarse, sobre todo, por la falta de conexión entre los integrantes, pero el trabajo diario ha propiciado una mejoría satisfactoria, según destaca el capitán rojiblanco. “El equipo empezó bastante regular porque era nuevo, pero nos hemos ido conociendo muchísimo más entre nosotros y se han hecho fichajes de primer nivel”, señala, lo que le lleva a asegurar que “ahora mismo es una pasada”.

Pese a ello, sin embargo, ni él ni sus compañeros pueden tomárselo aún como algo más que una afición. “Actualmente, ganarte la vida de esto no puedes”, asegura Óscar, si bien reconoce que existen videojuegos como el League of Legends del que sí se puede obtener una importante rentabilidad económica. “Esto es un hobby, para mí y para el resto del equipo”, insiste, aunque destaca que “el Granada es de los equipos oficiales que mejor se portan con sus jugadores”, “pues siempre nos han estado apoyando (la directiva), siempre han estado con nosotros y siempre tienen muchos detalles”.

Y todo apunta a que esta buena relación puede ser más fructífera aún. “El Granada está interesado en expandirse a otros juegos, pero, como dice su lema de esta temporada, ‘pasito a pasito’”, indica Óscar, que subraya que “hemos empezado con ClubPro y luego se irá ampliando el abanico de escuadras y videojuegos”, algo que considera “una muestra de que el Granada está apostando por el futuro”.