El entrenador rojiblanco estuvo en la grada de Butarque para analizar a uno de sus próximos rivales

Diego Martínez no se da ni un respiro esta temporada. El técnico gallego ha aprovechado su día libre para desplazarse hasta el estadio de Butarque, en Leganés, para presenciar el encuentro entre el conjunto pepinero y el Atleti de Simeone.

El Leganés es uno de los próximos rivales del Granada en la Liga Santander, además de uno de los equipos llamados a pelear con los nazaríes por la salvación. Es por ello que el vigués, acompañado de su segundo Raúl Espínola, han viajado hacia la capital para ver el primer derbi madrileño de la temporada.

Será el día 28 de septiembre, en la jornada 6, cuando pepineros y filipinos midan sus fuerzas en el mismo escenario en el que hoy ha tenido lugar el Leganés-Atlético.

▷ Leer  Maxime Gonalons, positivo en Covid-19