El delantero soriano fue clave con sus goles en la parte final de pasada temporada cuando se consiguió el ascenso a Primera

Rodri Ríos llegó al Granada en verano del año pasado cuando se avecinaba un año complejo en la entidad nazarí, pero no fue así. El soriano empezó a la sombra de Adrián Ramos, pero poco a poco se fue ganando la confianza del míster Diego Martínez, no por sus goles, sino por su derroche y entrega sobre el verde.

En total, Rodri marcó cinco goles la pasada temporada, disputando un total de 33 partidos. El ya ex-rojiblanco se ganó el cariño y respeto de la afición al mostrar su compromiso cada vez que se enfundaba la elástica rojiblanca, sobre todo a final de temporada, donde el soriano vio puerta en partidos clave como Nàstic, Tenerife o Cádiz -en este último no se ascendió por el gol de Aketxe en el 77′-.

Finalmente, el culebrón de Rodri llega a su fin. Él mismo confesó en la carta de despedida a la afición que le hubiera encantado quedarse en el Granada. Y tras un verano convulso, el Granada decidió por prescindir de los servicios del soriano tras la llegada de jugadores como Carlos Fernández o Roberto Soldado. Ahora, Rodri pone rumbo al Bristol City cómo ha adelantado IDEAL y que recientemente se ha hecho oficial. Un equipo inglés de la Championship, la Segunda división inglesa.

▷ Leer  Un notable mercado invernal del Granada CF para reforzar al equipo en la segunda vuelta liguera