Neva da la mano a Nehuén durante el partido en el Coliseum. Foto: Pepe Villoslada/GCF

El central argentino saltó al campo en los minutos finales para ayudar a sus compañeros en los arreones del Getafe

Tarde de debuts la de ayer en un Granada C.F. apurado por las lesiones pero que nunca pierde la cara a un partido sean las circunstancias que sean. Luis Suárez debutó como titular con la elástica rojiblanca y al colombiano le acompañó el debut del joven Nehuén Pérez en la segunda parte.

Diego Martínez decidió dar entrada al de Hurlingham en el minuto 74 en sustitución del partido. Ante los arreones finales del Getafe, el técnico gallego cambió el sistema de juego del original 4-2-3-1 a un 5-2-3, con una defensa de tres centrales compuesta por Germán, Vallejo y el recién ingresado Nehuén.

El joven cumplió con su papel, comprometido como uno más y contundente a la hora de despejar los centros al área procedentes de las bandas del conjunto azulón.

▷ Leer  El Granada se medirá al Molde en los octavos de final de la UEFA Europa League