Foto: Pepe Villoslada/GCF

El Granada consigue una sólida victoria ante Osasuna y se coloca con 27 puntos a una jornada de finalizar la primera vuelta

El Granada llegaba a su cita frente a Osasuna tras una dolorosa derrota por 0-4 ante el FC Barcelona. Más allá de la polémica, el conjunto nazarí se vio superado por el equipo culé, que no tuvo piedad con los rojiblancos. Diego Martínez se medía al que fue su equipo durante una temporada y para ello sacó un once con varios cambios con respecto a su última alineación. Luis Suárez y Kenedy fueron las grandes novedades en ataque, mientras que en el centro del campo la vuelta de Gonalons fue lo más destacado. El once visitante estuvo marcado por la vuelta al once inicial de Roncaglia y Jony.

Comenzó el choque con una novedad en la alineación del Granada. Foulquier se quedó en la grada y Diego Martínez le daba la titularidad al canterano Pepe. Habrá que estar atentos a la evolución del francés y si tiene una grave lesión o simplemente fue una molestia sin más. Los primeros minutos del choque estuvieron marcados por el poco ritmo, suponiendo que el frío del barrio del Zaidín tampoco ayudaba demasiado. Calleri tuvo la iniciativa y fue el primero en poner sobre aviso a la defensa nazarí, al rematar tímidamente un gran centro de Jony que se saldó sin más consecuencias.

Durante los veinte minutos iniciales del partido, el peligro fue inexistente y el balón parado volvería a darle al Granada una gran alegría. En el ecuador del partido y tras un córner en corto, Machís sacó un centro al área que fue desviado por Calleri. El rechace lo aprovechó un felino llamado Luis Javier Suárez para, de primeras y con su pierna izquierda, conectar un remate ajustado al palo derecho que sirvió para adelantar a su equipo en el marcador.

El buen momento del Granada en el partido se hacía notar, y el conjunto rojiblanco estuvo cerca de poner más distancias con su rival en el tanteador. Kenedy lanzó un gran pase al espacio para Machís que, solo en el mano a mano, vio como Sergio Herrera le ganó la partida haciendo una gran parada con el pie. Tras esto el partido entró en una fase de interrupciones constantes, en las que Osasuna vio hasta dos amarillas en apenas cinco minutos.

Osasuna tuvo también sus ocasiones en la primera mitad. Por medio de Moncayola estuvo cerca de concretar la igualada, pero el potente disparo de centrocampista se fue por encima del larguero. Otro acercamiento de peligro visitante obra de Oier, quedó disipado por un coloso Domingos Duarte, que poco a poco va encontrando la solidez defensiva que le caracterizó la temporada pasada.

Al borde del descanso y cuando ya los equipos pensaban en irse a los vestuarios, llegó el segundo gol granadinista. Machís botó un córner muy cerrado al primer palo, el balón rebotó en Sergio Herrera y se coló dentro de la portería, haciendo que la ventaja nazarí se viese duplicada antes de enfilar el túnel de vestuarios.

▷ Leer  Rentao Yi escribe una carta dirigida al granadinismo

Osasuna comenzó la segunda parte mandando mensajes en forma de ocasiones. En el segundo 30 del segundo acto, Rubén García puso a prueba a Rui Silva con un potente zurdazo desde la frontal que el meta luso tuvo que atrapar en dos tiempos. Un minuto más tarde fue Roberto Torres el que exigió al portero rojiblanco a realizar otra gran parada.

La mala noticia del partido para el Granada llegó en el minuto 53 de partido, cuando Maxime Gonalons sintió un pinchazo en la parte posterior de su muslo derecho y tuvo que ser sustituido. El francés se marchó cojeando del terreno de juego y pinta mal su lesión. Eteki ocupó el lugar de Gonalons en el centro del campo.

En el carrusel de cambios, Diego Martínez optó por dar descanso a Montoro y Machís, que acumulan bastantes minutos desde que se recuperaron de sus respectivas lesiones. Por su parte, Jagoba Arrasate puso en liza todo al arsenal ofensivo que se guardó en el banquillo. A Osasuna los cambios le sirvieron para asumir el mando del partido, pero no para poder conseguir un gol que acortase las distancias en el marcador. El choque fue agonizando poco a poco hasta llegar al término del mismo.

Los tres puntos le sirven al Granada para sumar 27 puntos a una jornada de finalizar la primera vuelta, números que acercan la salvación hacia tierras granadinas, pero como diría el técnico nazarí, pasito a pasito. El Granada volverá a jugar el próximo domingo a las 12:00 horas ante el Málaga, en el partido correspondiente a los dieciseisavos de final de la Copa del Rey.

Ficha Técnica:

Granada CF: Rui Silva; Pepe, (Nehuén, 74′), Germán, Domingos Duarte, Neva; Gonalons, Yangel Herrera, Montoro (Milla, 64); Kenedy (Puertas, 64′), Machís (Soldado, 74′) y Luis Suárez.

CA Osasuna: Sergio Herrera; Roncaglia, David García, Aridane, Juan Cruz; Moncayola, Oier (Lucas Torró, 63′), Roberto Torres, Jony (Budimir, 63′), Rubén García (Kike Barja, 70′); Calleri (Enric Gallego, 70′).

Goles: 1-0, Luis Suárez (22′); 2-0, Machís (45′).

Árbitro: González Fuertes, del comité asturiano. Amonestó al local Domingos Duarte y a los visitantes Oier, Rubén García, David García, Enric Gallego.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 4, aplazado en su día por la celebración del Malmö-Granada de la fase previa de Europa League.